COMIPAZ en la MARIÁPOLIS

mariápolis

Más de 200 personas se reunieron el pasado fin de semana en la Ciudadela Mariápolis Lía en O’Higgins, provincia de Buenos Aires para celebrar la  XIII Jornada por la Paz organizada por el Movimiento de los Focolares, en la que judíos y cristianos de Uruguay y más de seis provincias argentinas, compartieron en un clima de palpable fraternidad, diversas y significativas actividades y emociones.

La primera actividad fue en honor a Ana Frank, la niña que a través de su diario íntimo dejó un testimonio sobre su vida durante los más terribles años de la Shoá. En el 80º aniversario de su nacimiento, el director internacional de la Fundación Ana Frank trajo desde Holanda un retoño del árbol de castaño que Ana miraba desde la ventana de su ático. Retoño del árbol de Castaño de Ana FrankY Héctor Shalom, responsable de la nueva sede de la Fundación en Capital Federal, dijo: “Confiamos a los Focolares el cuidado de uno de los treinta retoños, por su probada entereza”. El castaño se plantó en un parque donde ya podían verse otros frutos crecidos del dialogo, como un olivo de Jerusalem y palmeras de la ciudad de Medina.

Luego, y dado que el lema de las Jornadas era “Juntos en Jerusalén: Un diálogo que avanza”, los asistentes al III Simposio Internacional Judeo-Cristiano dieron cuenta de lo acontecido en el viaje realizado el pasado mes de febrero a dicha ciudad y los pormenores de las actividades y sensaciones que disparó el encuentro.

Por la noche, casi dos horas de música, bailes y presentaciones artísticas varias alegraron la velada con la sensación de estar todos juntos en una fiesta familiar. Los habitantes de la Mariápolis junto a los invitados prepararon canciones en diversos idiomas y deleitaron a los invitados presentaciones artísticas de todo tipo.

El día siguiente comenzó con la presentación de la comunidad judía de San Luis y sus actividades conjuntas con los focolares de la zona. Luego, una presentación de la labor del COMIPAZ JOVEN de Córdoba, especialmente del Proyecto de Educación en Valores y el libro infantil Cuentos Divinos.Cynthia Cargnelutti y Romina Reisin, del COMIPAZ JOVEN

Luego, el rabino Daniel Goldman hizo una exposición sobre 10 puntos para comprender el Diálogo Interreligioso, citando a pensadores y filósofos de distintos tiempos y orígenes. Lo siguió la Rabina Silvina Chemen al recrear las palabras que pronunció en el simposio de Jerusalem acerca de la santidad de aquella ciudad y de la santidad también de los seres humanos.

El evento concluyó en la plaza de los árboles, con oraciones de agradecimiento a Dios por la posibilidad de presenciar ese momento de esperanza para toda la humanidad. Una nueva canción unió a los participantes en un abrazo con forma de ronda: “Hine má tov u má naim shebet ajim gam iajad”, “Qué bueno y placentero, estar todos los hermanos juntos”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: